img_seccion_novedades-01

Más que un trekking, una expedición del espíritu…

1970421_10202460511267275_304761195_n

Viernes 13 de octubre, 1972. Las inmensidades de la cordillera del Aconcagua son azotadas por una fuerte tormenta, las nubes envuelven sus colinas, esconden sus cumbres, y hacen que un cordón montañoso se vuelva imperceptible para un avión que lo sobrevuela. Esto provoca que los comandantes del el Fairchild Hiller FH-227 perteneciente a la Fuerza Aérea Uruguaya se confundan y crean que la nave ya está cerca de su lugar de destino, el aeropuerto Padahuel.

Cuando el avión, con 40 pasajeros y 5 tripulantes que conducía al equipo de rugby Old Christians, ingresa en una nube, se produce la catástrofe, las fuertes ventiscas hacen que sea imposible controlar el vehículo y este termina colisionando contra un risco.

Una nueva tempestad se desata en la montaña, los truenos son reemplazados por gritos desesperados. Los pasajeros que están conscientes tratan de recuperarse del aturdimiento provocado por el impacto y comienzan a organizarse para ayudar a las personas que siguen vivas, pero están heridas o atrapadas. Perdidos en medio de una de las cadenas montañosas más grandes del mundo, con un transporte en ruinas y rodeados de cuerpos inertes el panorama parece solo desalentador para los sobrevivientes.

Sin embargo, en un increíble hazaña humana y demostrando de las proezas que pueden llegar a lograr las personas, 16 personas sobreviven durante 72 días pérdidas en un abismo y bajo condiciones extremas. Teniendo que recurrir a recursos casi inimaginables y poniendo al límite su fortaleza ¿Milagro? ¿Fenómeno sobrenatural?

En esta ocasión te invitamos a realizar mucho más que un trekking. Llegar al “Avión de los uruguayos” es todo una expedición, no solo porque la zona es de acceso un tanto complicado, sino también porque es una excursión más allá de lo emocional, que llega a movilizar nuestro espíritu.

Luego de tres días de caminata, llegar al lugar y quedarse sin aliento parece algo natural, pero la verdad es que el escenario y la energía que hay en esta zona sagrada corta la respiración y te deja mudo… Más aún si uno se ha empapado antes de la historia. Nos menciona “Tuiti” que la caminata tiene una dificultad moderada, pero uno debe estar emocionalmente preparado para animarse a esta experiencia.

¿Te animás a esta experiencia?

Más información sobre el trekking: http://tuititrekkingmendoza.com/trekking-avion-de-los-uruguayos/

¡Los esperamos!

Naomi, Roberto, y Tuiti.


«

Deja un comentario